10 veces en las que tu mamá te demostró su amor… de forma extraña

¡Comparte con tus amigos!

Nuestra jefa siempre estará ahí, aunque luego creas lo contrario

lois

Enojonas, preocuponas  y gritonas… así son la mayoría de las jefecitas, sin embargo, siempre estarán apoyándonos cuando estemos metidos en broncas. Aquí te dejo 10 veces en las que tu má demostró que te quiere… pero de una manera extraña.

 

Cuando estuvo a punto de darte con la chancla voladora

Chancla voladora

Seguramente hiciste algo muy malo, demasiado malo, porque para que una mamá ocupe la chancla voladora ya son casos extremos. Pero no es del todo malo, sólo lo hace para que aprendas que a veces las cosas que haces no son tan buenas y ya no lo vuelvas a repetir.

 

Cuando te ibas de rumba y llegabas tarde

llegar tarde

A tooodas las mamás les enoja que lleguemos después de la hora acordada, pero no porque no quiera que te diviertas, sino porque se preocupa de que estés bien.

 

Cuando se te olvidó la cartulina y fue corriendo a comprarte una

corriendo

De seguro sí te pasó, la famosísima cartulina que se te olvidó y era urgente de llevar… ¡tu mamá fue corriendo a la pape nada más y nada menos porque te quiere y a montones!

 

Cuando te regañó por no comer verduras

¡Y no te culpo compa! Cuando estábamos escuincles no nos gustaba comer saludable, preferíamos los chicharrones afuera de la escuela y que nuestro uniforme quedara embarrado de chamoy, pero sin duda nuestra mamá demostró su amor cuando nos quería hacer verduras para estar bien.

 

Cuando te exige que te pongas suéter antes de salir a algún lugar

ponte sueter

¿Te pasó? Ya estabas listo para irte a algún lugar y de la nada pumm… tu jefecita aparecía gritando que te pusieras un suéter, claro ejemplo de que nos ama para que no nos enfermemos.

 

Cuando se puso celosa de tu primer novio/a

primer novio-a

¡Pues es que sí! Su niño/a con novio/a como que al principio no va, pero es obvio, todo porque te quiere mucho y le dan celitos de que quieras a alguien más que no sea ella.

 

Cuando no tenías hambre, pero no habías comido nada cuando no tienes hambre

Seguro tu mamá casi se desmaya cuando le dijiste que no tenías hambre, descuida ella lo hacía porque no quería que te sintieras mal o te diera el bajón compa.

 

Cuando te insistía para que te metieras a bañar

bañarse

 

De peques la mayoría éramos bien flojos para bañarnos (no me lo puedes negar) y obviamente tu jefita te regañó, pero fue nada más y nada menos para que aprendieras a ser más higiénico y no olieras a fuchi.

 

Cuando te estaba platicando algo y no le estabas poniendo atención

enojo

Si hay algo que le molesta a las mamás es que no les pongamos atención cuando nos empiezan a contar algo, perooo se enojan porque te quiere tanto que le duele que no la escuches, así que no lo vuelvas a hacer compa.

 

Cuando te regañaba por no tener tu cuarto arreglado

llorar

Hay veces que la flojera nos gana y lo último que queremos hacer es levantar todo el desma#%&% de nuestra habitación, tu mamá se molesta porque obviamente quiere que cuides tu espacio y no andes de andrajoso.

 

Te aseguro que te sentiste identificado con alguna (¡o con todas!). Si es tu caso  ya sabes que todo el show que te armaba es sólo porque le importas más de lo que crees. Consiente a tu jefecita con mis promos y agradece todo lo que te ha dado, córrele al Circle K más cercano y comprale todo lo que ella quiera ¡se lo merece! #VentePaK #CircleK

CTA_CK_dulces

¡Comparte con tus amigos!